El control racional del oficio de escribir.

Mes: junio, 2010

Dime quien.

Yo quisiera que fuese alguien que contara los minutos para verme, que en trozos de papel entintara sus memorias.

Que me entregue sus cartas, que me dijera lo bien que huelo hoy. Yo quisiera alguien atrevido,

pero no prepotente.

Alguien que de mi cuidara y de apoco valorara.

Que notara los detalles, la forma en que tildo la i. En la manera que rasgo mis uñas  frente a cada espera.

Yo quisiera alguien que entienda mis momentos,

Que hay veces que amo, y otras tantas en que no.

Que note mi sarcasmo.

Y que ría con el.

Que entienda que primero esta la vida. Los momentos, no las palabras que solo se las lleva el viento.

Que abra la puerta frente a mí. Que me diga al oído que hoy luzco bien.

No le pido que entienda mis gusto, solo que sepa oír. Que sepa que tengo tiempo, que no todo depende de él.

Alguien que no entienda lo que es el amor.

Al igual que yo.

inmortal

Que te hace tan especial

era tu constante caminar por mis recuerdos

Eran tus rasgos en mi piel

Era tu corazón que juntos reparamos

Te veo invisible.

Será el cantar de las sirenas

Será el juego de los dioses en mi piel

Será el amor que aquellos días en mí floreció

Será tu real promesa que nunca se cumplió.

Tardé miles de años en olvidar tu rostro

Otros miles en olvidar tu voz

Desde mis recuerdos convive un ser que ya no controlo

Algo que sucedió.

Que simplemente fue causa de tu ausencia.

No comprendo el dolor en las noches.

No comprendo la alegría en las mañanas.

Un pacto que me acompaña desde los confines de tu adiós.

Que me izo prometer mi alma y vida entera

A cambio de mi venganza y tu dolor.

El amante

Renunciaría a tocarte para siempre.

Porque sé que tu cuerpo esta mas cerca del cielo que yo.

Creé en mí

Como yo lo hice aquella noche

Y como todo el mundo lo sabe hacer.

Escúchame solo esta vez

Porque te veo desolado como las cartas

Que antes de ver la verdad

Veían tu luz, Y brillaban

Como el sol.

No quiero que el mundo me logre ver

Porque dudo que ellos entiendan

Que todo lo que fabrico, vive para romperse.

Y todo lo que rompo,

esta hecho para vivir.

letra por letra~

Que egoísta no es así, parecía adueñarse de la vida cuando por sus manos la pluma marcaba paso letra por letra. No merezco el titulo de primera persona, y adueñarme de tu lectura. Que sin ti yo doy hasta mis letras mis dones mis palabras ya que por ellos me encuentro aquí a tu lado esperando y que de una vez, muchacho de ojos latentes, parpadeantes y atrevidos, notes la locura de este humilde par de mieles.

Que vez, que de nuevo me vencen los temores de no aclarar cada palabra, confiando vidas, buscando sueños, y tú ahí como siempre con aquel suspiro de lágrimas que por temor ocultas y te caracteriza.

Que más yo he prometido, que más ya e entregado que poco me queda por ofrecer, por esto te pido que no ignores lo que tu mirada me dice a gritos. Síguelo. Porque lo poco que me queda te lo daré.

Solo confía, más yo sé que cualquiera te pudo defraudar, yo no lo are ya que mis promesas yo no rompo, ni olvido las que de tu boca escuché.

Que lindo, mira como el sol esta brillando, te dije en baja voz aquella vez que tú no quisiste escuchar, preferiste mirar hacia los lados donde el ocaso comenzaba a manchar. Mientras que, Con ella te abrazabas.

Quedé buscandote dormida en la costumbre, cuantas veces resbale de la misma manera en la que tu lo estas haciendo y notas lo que siento en una vacia, fria, opaca pagina de este libro que no pienso frenar. ~